miércoles, 18 de febrero de 2009

REORIENTAR LA COMUNICACION


En el mundo digital, la comunicación es el nuevo entretenimiento La necesidad de las personas de compartir experiencias encuentra una nueva forma de expresión en los medios digitales, y con ello está transformando el panorama del entretenimiento.

Hoy depende de los anunciantes aprovechar al máximo las oportunidades que plantea esta nueva situación. Los datos más recientes arrojados por el estudio European Entertainment Futures demuestran cómo la tecnología está transformando actividades tradicionalmente personales en experiencias de entretenimiento compartidas.

Los videojuegos encabezan la tendencia, con más del 80% de los usuarios de todos los mercados interactuando en juegos con otros ya sea en línea o en persona. Mientras tanto, la posibilidad de compartir vídeo e intercambiar opiniones en línea sobre contenido televisivo o cinematográfico, por ejemplo, está convirtiendo la comunicación en un canal de entretenimiento conectado.

El entretenimiento que tenía un contenido social en el mundo más allá de la red (recomendar programas de TV o ver películas en compañía) está hoy más conectado y es más fácil de compartir que nunca. Según el estudio del proyecto juvenil Circuits of Cool realizado por Microsoft y MTV, el entretenimiento forma parte de cinco de los diez temas de conversación favoritos que se tocan a través de mensajería instantánea.

Para los anunciantes, este mundo del entretenimiento extendido ofrece un sinnúmero de oportunidades siempre que no pierdan de vista el papel preponderante que tiene el compartir. El patrocinio de los canales da un lugar a las marcas en el proceso de compartir contenidos, y las experiencias de entretenimiento con contenidos publicitarios les permiten ir aún más lejos. Warner Bros, Burger King, Unilever y Ford son algunas de las marcas que colaboran con el Equipo de Entretenimiento y Experiencias Comerciales de Microsoft Advertising a fin de proporcionar las conexiones de entretenimiento que los consumidores desean.