viernes, 16 de marzo de 2012

ALGO MAS QUE UN BLOG


Si te decides por la 'franquicia personal', el modelo de negocio de la bitácora es una opción que puede darte resultado. Pero no olvides que la competencia es feroz. Hay más de 130 millones en el mundo.
Entre los nuevos negocios que puedes crear desde tu casa –incluso desde tu propio ordenador– la de bloguero es una opción que podrías considerar. Es evidente que las posibilidades y democratización de las nuevas tecnologías ponen las cosas más fáciles a aquellos que quieran crear su propio empleo:
Pasión y especialización
Hay mucha gente con pasión por determinados temas, y es posible ofrecer una información especializada, con rigor y con un nivel de profundidad distinto.

Profundidad
La especialización que favorecen los blogs pone en valor publicaciones de nicho que son capaces de profundizar verdaderamente en los temas. Hay quien piensa que la mejor opinión, la más centrada y profunda, se sigue haciendo en los blogs, que son sólo un formato distinto, con un estilo más directo y conversacional.

Nuevo modelo de negocio
Existe la posibilidad de aprovechar estructuras de coste mucho más ligeras y distributivas que permitan niveles de ingresos competitivos. Se debe tener en cuenta la ventaja que suponen los costes reducidos en producción de contenidos y personal que caracteriza a los blogs, en los que un equipo muy reducido de personas (en algunos casos se trata de un proyecto unipersonal) puede sostener una oferta competitiva.

Alan Patricof, uno de los inversores más representativos en el mundo de las bitácoras personales convertidas en negocio rentable, cree que blogs como el de Arianna Huffington, PaidContent.org, GigaOm.com o Sharesleuth.com “son negocios apetecibles y publicaciones de nicho en las que hay que estar. Tienen la ventaja de sus menores exigencias de inversión, si se comparan con los medios impresos”.
Un cambio acertado
Los que se conocen como micromedios tienen grandes posibilidades en la explotación de mercados de nicho, a la vez que implican un cambio en la forma de escribir y en la relación con el público (periodismo como conversación), así como en el manejo de la tecnología.

Paul Hayes, gerente general de The Times, pronosticaba durante una conferencia en la Internet World Exhibition de Londres que los blogs que resistirán el paso del tiempo y resultarán influyentes serán los de marca; los agregadores inteligentes, que conducen a los usuarios hacia sitios y fuentes útiles; los blogueros bien relacionados, en los que se incluye a periodistas, políticos y expolíticos, o a cualquiera con capacidad para revelar información; y los blogueros brillantes, que atraen lectores por la calidad de sus textos o por su estilo periodístico.
Cómo transformar en dinero el poder de la audiencia
Algunos emprendedores del blog son la prueba evidente de que es posible convertir en dinero una actividad que al principio fue considerada como un subproducto cuasiperiodístico fuera de control, y que hoy, en determinados casos, se desarrolla de forma profesional y rentable.

Matt Drudge puede considerarse un pionero, más por los nuevos conceptos que creó que por su modelo de negocio, aunque su Drudge Report ingresaba en 2005 unos 4.400 dólares diarios en publicidad. En enero de 1998 recibió un misterioso correo electrónico –procedente de una filtración interna de la revistaNewsweek– en el que se hablaba de una relación comprometedora del presidente de Estados Unidos con una becaria llamada Monica Lewinsky. El uso que Drudge hizo de aquella información, sin demasiadas comprobaciones, fue el comienzo de su pequeño imperio bloguero. Pero sobre todo cambió algunos conceptos periodísticos e influyó en que los grandes newsmagazines se convirtieran en diarios online y revistas impresas.
Nick Denton es el fundador de Gawker Media, una compañía que sigue las premisas básicas del fenómeno informativo de los blogs hiperlocales. Según IncomeDiary.com, Life Hacker y Kotaku le reportan 72.000 euros mensuales en ingresos publicitarios.
Michael Arrington con su Techcrunch ingresa 155.000 euros mensuales por publicidad. Otros como Timothy Sykes –115.000 euros en ventas por afiliación–; Mario Lavandeira (PerezHilton), que obtiene 110.000 euros al mes; y Jake Gobkin (Gothamist) –a quien el pago por clic le proporciona un ingreso mensual de 62.000 euros–, son ejemplos de blogueros que consiguen vivir de ello.
Según Forbes, Pete Cashmore está en el top 10 de las celebridades de Internet. Creó Mashable.com a los 19 años, gana 140.000 euros mensuales en publicidad y CNN podría comprárselo por 200 millones de dólares.
Tina Brown fue amiga de Lady Di, y exdirectora de Vanity Fair The New Yorker. Con The Daily Beastmezcla periodismo original y contenidos de celebridades. Según Technorati está entre los quince principales blogs del mundo.
Un negocio basado en la confianza
La experiencia personal o la influencia de algunos blogueros ha bastado para que usuarios y marcas confíen en ellos y se decidan a impulsar su negocio "propio":

BlakeMakes.com es un blog que ayuda a los manufactureros del sector de la alimentación a distribuir sus productos a través de blogueros influyentes. De una forma similar, WIN it gIRL se concibe como una especie de "experimento social" que conecta a los consumidores con ciertas marcas. Se trata de una newsletter mensual y un blog con artículos y críticas sobre estilo de vida, salud, viajes y tecnología.
Chris McCann comenzó a redactar sus experiencias en Silicon Valley y decidió publicar una especie de newsletter que envió por email a 22 amigos. Comenzó así una cadena de correos electrónicos que terminó por convertirse en Startup Digest, con más de 64.000 suscriptores en 51 ciudades de todo el mundo, desde Houston hasta Tokio.
Elin Kling es una influyente bloguera sueca dedicada a la moda . Recientemente se asoció con H&M para lanzar su propia línea de ropa. H&M ha hecho esto mismo con diseñadores reconocidos como Stella McCartney, Rei Kawakubo, Karl Lagerfeld o Matthew Williamson, pero es la primera vez que la compañía decide trabajar con un bloguero basándose en la experiencia personal previa de éste en la Red.
TMZ es otro blog que usa el poder de atracción de las celebridades. Harvey Levin dirige una redacción de 25 personas que entrega la información bajo demanda basada en documentos y paparazzis exclusivos.